Inicio de sesión
Alcaldía de Palermo - Huila
Manos a la Obra
    Alcaldía de Palermo - Huila / Nuestra Alcaldía / Sala de Prensa / ASÍ FUÉ EL FALLO DEL MINICUENTO

    ASÍ FUÉ EL FALLO DEL MINICUENTO

    ​​

    • MINICUENTO

     

    Con la asistencia de por lo menos 600 personas y con la presentación de Gabriel Moreno "El piel roja" y Jorge Torres "El diablo", cerró el sábado en el parque central del municipio de Palermo la 27ª versión del Concurso Departamental de Minicuento  Rodrigo Díaz Castañeda. Más de 346 micro relatos fueron enviados desde los distintos municipios del departamento y estuvieron participando en las tres categorías. Neiva, La Plata,  San Agustín, Timaná, El Pital, Colombia, Baraya, Campoalegre, Palermo y distintos lugares rurales se vincularon masivamente al concurso. Más de $7.000.000 en premios fueron entregados a los tres ganadores en cada categoría. El balance es muy bueno ya que la participación y la calidad de los trabajos motivan para continuar esta ruta de la brevedad. Gracias a todos.

    Ganadores por categorías:

     

    Primaria:

     

    1.      PRIMER PUESTO: ($500.000)

    EL DE LAS PILAS

    Una vez mi abuelo me mandó a comprar diez huevos con un billete de veinte mil pesos y me dijo: y pilas con las vueltas, me fui a la tienda y cuando llegué le dije: diez huevos y el resto en pilas, mi abuelo enfadado después de seis años, aún alumbra con su linterna.

    Seudónimo: Oswaldiño

    Autor:            Oswaldo Solano Leal

    Municipio:   Palermo (I.E. Promoción Social)

     

    2.      SEGUNDO PUESTO: ($300.000)

     

    EL BARCO FANTASMA

    Había una vez un niño que salía de la casa, y miro algo de la nada, se espantó y se desmayó por ver el barco fantasma.

     

    Seudónimo:             Kart

    Autor:                        Kevin Santiago Chavarro Villamil

    Municipio:               Palermo (I.E. Promoción Social)

          

    3.      TERCER PUESTO: ($200.000)

     

    Juan y sus alas

    Había una vez un conejo llamado juan, él se encontraba volando cuando de repente sus alas desaparecieron entonces vio algo en las nubes eran sus alas volando solas entonces salto muy alto pero no las alcanzo pero miro estaba muy lejos de donde salto entonces decidió dejar ir sus alas y decidió seguir saltando por el resto de su vida.

    Seudónimo:             Juan Dios

    Autor:                        Juan Diego Cuellar Falla

    Municipio:               Palermo (I.E Promoción Social)

     

    SECUNDARIA:

     

    1.      PRIMER PUESTO: ($800.000)

    EL TUNE

    Aquella tarde, parado sobre el puente, mirando con nostalgia el angustioso hilo de agua que porfiaba entre las piedras y el arenal del Tune, que más que un río, era un remedo de caudal, habría que recordar el ímpetu de aquel caudaloso viajero, lleno de vida. Su abuela le había contado que en otros tiempos, en el nacedero del Tune había un frondoso árbol, en donde iban a terminar la noche las brujas de la región y en un estruendoso aquelarre peinaban sus largos y desordenados cabellos, los cuales al desprenderse y llegar a tierra, se convertían en cristalinas gotas de agua, que mantenían siempre vivo el caudal del Tune. Pero un día, alguien dijo que las brujas eran malas, que no deberían tener dónde posarse y que tenían que desterrarlas; así que decididamente cortaron aquel hermoso árbol, con una gran algarabía al verlo caer. Desde entonces, por aquel caudal sólo corre un triste recuerdo.

     

    Seudónimo:                         El Guagueño.

    Autor:                        Sebastián Lavao Polo

    Municipio:               Palermo

     

    2.      SEGUNDO PUESTO: ($600.000)

     

    SUEÑO ETERNO

    Un estruendo cataclismico avispa mis oídos, parecía proveniente del cuarto de mis taitas. Después del estallido todo se tornó confuso. Un silencio espectral que es acompañado por el abrazo de la noche me hace levantar con gran audacia. Recuerdo que mi taita me dijo que debía ser el hombre del rancho cuando él no estuviese; pero inevitablemente mis piernas tiemblan como dos débiles ramas ante una tempestad imponente. Me muevo descalzo por el piso de tierra que está lleno de botellas rotas, algo que era típico en la casa, mientras me acerco a la habitación de mis taitas. Veo a mi ama que está al lado de la cama. Su bella cara está hinchada y su cabeza bañada en algo rojo de muy mal color.

    • Ama, ¿qué haces ahí?
    • ¿Ama?

    Pero no responde a palabra alguna. Cuando me acerco noto en su cabeza un agujero, parecido al que tiene aquel señor en las manos en el cuadro que tiene mi abuela en su repisa. Luego, siento atrás mío una brisa penumbrica. Es mi taita sosteniendo en su mano la herencia del abuelo que me dice con voz cariñosa: ¿Qué haces a esta hora hijo?, vuelve a tu cama, recuerda que a esta hora los muertos salen a interrogar a los vivos". Mi padre me acompaña al cuarto. Sus dedos están cubiertos de algo. Cierra mis ojos y lo último que escucho es: "lo siento".

     

    Seudónimo: Black Raven

    Autor:                        Andrés Francisco Galindo Vargas

    Municipio:    La Plata

     

    3.      TERCER PUESTO: ($400.000)

     

    ALMA SUSPENDIDA

    Era media noche y escuché una voz que me decía:

    • ¿puedo dormir contigo?
    • Claro – le respondí-

    Al día siguiente, en la mañana, desayunando recordé que vivía solo.

     

    Seudónimo: Abrva

    Autor:            Abraham Vargas Valencia

    Municipio:   Palermo.

     

    LIBRE:

     

    1.      PRIMER PUESTO: ($2.000.000)

     

    Adiós

    Pasan uno por uno y dejan un pedazo de lágrima en la cubierta de vidrio que me divide de ellos. Algunos solo me miran, niegan con la cabeza como en señal de lástima, dicen algo rápidamente y se van. Yo los entiendo. Los otros, los más cercanos, me miran desconcertados, preguntándose el porqué de todo esto. Sus miradas son de terror y al mismo tiempo de resignación. Traen consigo una oración por mi alma, seguros de que Dios, en su infinita grandeza, perdonará esta terrible falla. Luego llega él. Pero ya no siento miedo porque esta vez el vidrio me protege. Llora desconsoladamente mientras los más cercanos consuelan su dolor: Cómo te extrañaré, hija", dice. Yo lo miro sin terror, con lástima, segura de que todo esto por fin terminó.

     

    Seudónimo: Meursault

    Autor:                        Jorge Andrés Hernández Sosa.

    Municipio:   Neiva.

     

    2.      SEGUNDO PUESTO: ($1.500.000)

     

    De Allá

    Eso primero no era un punto ordinario, no era una mancha de tinta intentado reducirse a la mínima expresión sobre un tablero. Era puro, único y absolutamente solitario… no estaba en ningún sitio porque era todo espacio disponible: nada le acechaba por detrás, solo estaba su espalda que también era su frente, no pendía de nada ni nada lo miraba por encima de sí, ningún pedestal le soportaba porque era todo su suelo. Su aspecto no le permitía si quiera poder debatirse entre lo circunspecto y la cuadrícula mínima de un nano bit. No existía esa mínima distancia necesaria para entablar disputa; sin ningún tipo de holgura eso llegó al colmo de lo insoportable, se tensiono desde toda su única punta hacia su centro no distinto de ella y siendo el contenedor de toda energía disponible, de todo cúmulo de poder, por agobio y soledad, por principio de maldad… Se fracturó.     

     

    Seudónimo:                         Chirrido.

    Autor:                        Juan José Riveros Repizo

    Municipio:               Palermo

     

    3.      TERCER PUESTO: ($1.000.000)

     

    ASUNTOS DE RUTINA

    A Leidy

    Ricardo entró al edificio policial del brazo de una mujer. El oficial de turno estaba abstraído en la pantalla del computador cuando fue sorprendido por la voz del hombre que llevaba una citación en la mano.

    "¿Algo grave agente?", preguntó mostrándole el papel.

    "No. Asuntos de rutina", dijo el oficial sin mirarlo.

    Lo condujeron hasta las profundidades del espacioso edificio.

    "Tome asiento", dijo el oficial a la mujer. "La indagatoria tomará algunos minutos".

    La mujer esperó. Tras la búsqueda minuciosa de archivos, indagaciones y testimonios, meses después la fiscalía determinó que el hombre jamás ingresó al edificio.

     

    Seudónimo: Señor k

    Autor:                        Jaime Alberto Cabrera

    Municipio:   Neiva

     

     

     

    NÚMERO DE VISITAS:
    ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN:
    20/01/2019 15:48:10
    Asesorado, diseñado y desarrollado por: Logo 1Cero1 Copyright © 2018 101 S.A.S.
    Top